COPA DEL REY ACB 2014: FINAL. UNA CANASTA PARA LA HISTORIA

Euforia Real Madrid campeón Copa 2014

Este nuevo Clásico en una final de Copa seguramente no ha decepcionado a nadie. Igualdad hasta el último segundo en un final de película. La postrera canasta de Llull que decidió el título pasa desde este momento a la historia de esta competición en un lugar de honor. Para los madridistas seguramente es el final soñado, derrotar a su máximo rival en el último segundo con una canasta ganadora. Un gran broche para un duelo que tuvo en su mano en la recta final y que a punto estuvo de dejar escapar en un último minuto horrendo. Un título muy sufrido ante un Barça que demostró que sabe y puede competir contra este Real Madrid. Logró imponer el ritmo que le interesaba al partido y evitó que el equipo blanco jugara a la velocidad frenética con la que destroza sin piedad a los rivales. Los dos grandes futboleros volvieron a dejar en evidencia que están entre los grandes del baloncesto continental. Nos quedarán muchos duelos entre ellos si mantienen este nivel, tanto en la ACB como en Euroliga. Por el momento el primer título importante de la temporada cayó del lado blanco con una canasta para la historia.

Real Madrid 77 – Barça 76: Lleno de gala en el Martín Carpena para volver a disfrutar de un nuevo Clásico en la final de Copa. Ambiente inmejorable en las gradas que se teñían de mayoría madridista. Todo el protagonismo estaba en la cancha tras el salto inicial. El Real Madrid comenzaba a calentar con un par de triples consecutivos. Parecía que las muñecas de los exteriores del equipo blanco estaban afinadas. Falsa impresión, fue un espejismo. Lorbek apareció en los primeros minutos, los únicos en los que influyó en el encuentro. Tomic (14 puntos, 9 rebotes) volvería a dejar a la vista muy pronto los problemas del Madrid en el juego interior. Los azulgranas dominaban en la zona con mucha comodidad. Tomic, 10 puntos en el primer cuarto, dejó en mal lugar a Bourousis que sigue perdiendo alarmantemente su peso e influencia en el equipo. Los madridistas comenzaban a conceder demasiados rebotes ofensivos. El partido se jugaba al ritmo lento y pesado que le interesaba al Barça. Partido de fuertes defensas y ataques estáticos, lo que deseaba Xavi Pascual. El Real Madrid era incapaz de correr y le costaba jugar cómodo ante la buena defensa azulgrana. El tiro exterior, que tantas alegrías le da por costumbre, no funcionaba, los triples no entraban. Sergio Rodríguez tampoco fue el revulsivo habitual del equipo blanco. Pese a los detalles geniales que deja siempre ni estaba fino en el tiro ni a la hora de imponer el ritmo de partido, siempre a la velocidad que le interesaba al Barça. Las pérdidas, 9 en toda la primera parte, se convirtieron en un lastre porque el Barça las castigaba todas. Los madridistas recurrieron demasiado a los tiros libres para mantener el pulso que controlaba el Barça. El final de la primera parte fue mucho más favorable para los azulgranas. La aparición de Abrines, que acalló los pitos de los aficionados de Unicaja presentes en el Carpena con dos triples, le permitieron al equipo culé llevar la delantera en los últimos instantes. No importaban en esos momentos los numerosos tiros libres que ya se iba dejando por el camino. Al descanso el Barça se podía sentir satisfecho. Se jugaba el partido que deseaba y lo estaba controlando (38-42, min 20).

Fuente: 20minutos.es

El Madrid salió con otra cara en el tercer cuarto. La habitual salida a pista de Draper produjo el no menos acostumbrado aumento de la intensidad defensiva de los madridistas. El Barça comenzaba a tener muchos problemas en ataque. Ni siquiera se podía conectar con los pivots con la misma facilidad que en la primera parte. Rudy (19 puntos, 3 rebotes, 3 asistencias, 21 de valoración) empezaba a emerger como la gran figura que es. En los momentos candentes, jugadores relevantes. No hay duda que Rudy lo es. Empezaba a martirizar la defensa azulgrana, con las canastas inverosímiles de su repertorio incluidas. El alero mallorquín daba la vuelta al marcador aunque al Madrid le faltó el acierto necesario para castigar el mal momento del rival. Marcelinho Huertas (15 puntos, 8 asistencias, 17 de valoración) acudió al rescate de su equipo. El base brasileño tiene una relación especial con la Copa, siempre saca su mejor cara en este torneo. Con sus canastas a una pierna, su sello de identidad, volvía a igualar un marcador que nunca reflejó una diferencia importante. Pese a algún hecho fuera de guion, como un triple desde más de 7 metros de Draper, el partido seguía en un pañuelo. Nadie dudaba que nos esperaba un último cuarto de infarto (60-59, min 30). El partido se endureció aún más atrás. El Barça salió peor parado. Entró en bonus en apenas dos minutos y medio, con mucho tiempo por delante. Acusó mucho esta circunstancia. El Madrid acudía con frecuencia a la línea del tiro libre y se mostraba casi infalible, todo lo contrario que el Barça que vivía un vía crucis desde el 4’60. El Madrid era incapaz de abrir brecha, ofuscado en sus errores desde el triple. El Barça no lo aprovechó. Navarro era una sombra de si mismo, fallón incluso desde el tiro libre. Tomic se ahogó en las múltiples ayudas de la defensa blanca. El tiro exterior no funcionaba. Un triple de Mirotic (17 puntos, 11 rebotes, 32 de valoración) llevaba marchamo de título (71-64, min 37). El hispano-montenegrino tenía todos los números para coronarse como la gran figura, rematando con ese triple providencial.

Fuente: laopiniondemalaga.es

El Barça estaba agarrado a un clavo ardiendo. El Real Madrid no fallaba desde el tiro libre y el tiempo se agotaba desesperadamente. Sólo las concesiones en el rebote de los madridistas le dieron aire a los azulgranas. Un rebote ofensivo acabó en triple de Oleson. El siguiente, en canasta de Huertas. El 75-73 a 23 segundos del final aún les daba vida. Presionaron muy bien el saque de banda tras tiempo muerto de Laso. Sergio Rodríguez, abrumado por un magnífico dos contra uno, yerra el pase. El Barça podía contar con la posesión definitiva. Oleson (11 puntos, 6 rebotes, 15 de valoración) no quiso esperar tanto. Su penetración terminó en canasta y personal de Bouroussis. Recordó a aquella jugada de su ex-compañero San Emeterio en la Liga que se llevó el Baskonia en 2010. Como acostumbra, con sangre fría, no falló el tiro libre. Podía ser el gran héroe del partido. El Madrid sólo tenía 8 segundos y no quedaban tiempos muertos. Quedaba improvisar. Sergio Rodríguez se fue hacia adelante sin pensárselo. Parecía que sería el encargado de buscar el tiro de la victoria. Cambió de idea. Presionado por dos rivales, sacó el balón con un escorzo hacia fuera. Ahí estaba Llull, liberado, pisando la línea de tres. No era el día del Madrid desde fuera. No tenía importancia. Tampoco era un partido afortunado de Llull. Daba igual. Todo quedaba en papel mojado cuando el balón entraba como una exalación. Había llegado el increíble Llull para decidir la final. La euforia se apoderaba de todos los madridistas, saltando abrazados en medio de la apoteosis. Sin embargo faltaba una décima. Xavi Pascual tuvo vista para pedir tiempo muerto con el que organizar un imposible, repetir la misma genialidad que gestaron Ricky Rubio y Rudy en este mismo escenario. Sin embargo el palmeo de Tomic nunca tuvo oportunidad de entrar. El Real Madrid lograba su 24ª Copa del Rey tras un final que hubiera firmado el mejor guionista. Ya tiene el primer gran título de la temporada aunque tuvo que recurrir a una canasta que ya ha entrado en la historia. La que consiguió que todo el madridismo gritara ¡Llull, Llull, Llull!

Fuente: bernabeudigital.com

Y DIGO YO…:

  • Mirotic, MVP de la Copa. La definitiva consagración de un jugador determinante y ya maduro. Poco le queda por aprender a este genio en Europa, el salto a la NBA es inminente. En Chicago ya le están esperando con los brazos abiertos.
  • Navarro: 5 puntos, 1/9 en tiros de campo, 3/6 en tiros libres, -3 de valoración. Jamás hubiera imaginado que tuviera un partido tan espantoso en una final y ante su rival favorito. El físico y el tiempo no perdona a nadie, ni siquiera a los genios.
  • La canasta que anotó Llull me recordó a aquella de triste recuerdo para el madridismo y muy dulce para el barcelonismo, el triple de Solozábal en la final de Copa de 1988 en Valladolid. 26 años después es una especie de desquite. No tengo dudas que al final de su carrera Llull estará en un lugar de honor en la historia del Real Madrid, como lo está el gran Nacho Solozábal en la del Barça.
  • Real Madrid y Barça llegaban empatados a 23 Copas a esta edición. El desempate se decidió a favor de los madridistas. Creo que este duelo por el título de Rey de Copas entre los dos grandes futboleros seguirá candente muchos años.
  • En la Minicopa repitió triunfo el Real Madrid tras batir por 77-74 a Unicaja. Si el año pasado se hablaban maravillas de Luka Doncic, en éste se hará sobre el lituano Balciunas, la nueva perla de la cantera madridista. Tras los 51 de valoración del último partido de la primera fase redondeó su actuación en el torneo con 28 puntos, 19 rebotes y 43 de valoración en la final. Otra joya para el futuro del equipo blanco, que está trabajando la cantera muy bien desde la llegada de Alberto Angulo.

Leave a Reply

4 Comments on "COPA DEL REY ACB 2014: FINAL. UNA CANASTA PARA LA HISTORIA"

Notify of

Guest
nacho78
8 years 11 months ago

Genial resumen Perdi, se nota que viviste el partido con toda la intensidad!!! Yo me lo he pasado de miedo, y el desenlace ha sido de los que hacen afición. En mi caso iba con el Barça pero más que nada porque no me gusta la falta de competitividad en la ACB y en ese sentido un Madrid que lo gane todo, como pintaba antes de este partido, no creo que satisfaga más que a los merengues. Visto lo visto hoy, el Barsa puede disputar sin duda los torneos que quedan, el Madrid no hace falta decir que lo hará.… Read more »

8 years 11 months ago

Shermanidi parece ir camino del Olympiakos en breve. Mejri estaba verde el año pasado y seguirá verde si no juega. Bouroussis no está preparado para mantener el ritmo. Dudo mucho que el Madrid gane en Europa si estas son las rotaciones. Además es preocupante la facilidad para perder la clara ventaja en un minuto.

Guest
strum
8 years 11 months ago

Muy buen resumen como de costumbre. Como apuntes: – Problemas físicos. Tanto Bou como Navarro arrastran problemas físicos. Navarro padece jugando tres partidos seguidos. La defensa del madrid sobre él fue tan buena como la del Barça sobre Rodríguez. Navarro fue clave en semifinales. Sin él hubiese sido un partido mucho más igualado. – Olesson es un jugador excepcional. Muy bueno en defensa, listo en las ayudas, y muy fiable en ataque. Tira cuando toca, con buenos porcentajes. – Papanikolau era necesario en el tercer cuarto para parar a Rudy. Abrines no podía con él. Fue entrar el griego y… Read more »

8 years 11 months ago

Gran resumen, Perdi.

Uno de los partidos con mas intensidad de los ultimos años entre los 2 enemigos irreconciliables que son Madrid y Barcelona.

wpDiscuz