LIGA ACB 2013-14: JORNADA 11. ESPÍRITU INQUEBRANTABLE

Slaughter lucha por un rebote

Se disputaba en la Fonteta el gran duelo de lo que llevamos de temporada, un Valencia Basket-Real Madrid que enfrentaba a los dos equipos más fuertes en lo que llevamos de campaña en la ACB. Un duelo vibrante que no ha decepcionado a nadie en cuanto a emoción e intensidad, digno de dos equipos a un nivel altísimo. Pero lo que ha vuelto a quedar de manifiesto es la extrema competitividad del equipo de Pablo Laso. El Real Madrid se vio zarandeado y dominado completamente por su rival durante toda la primera parte que hacía presagiar que mordería el polvo por primera vez esta temporado pero en el peor momento volvió a resurgir cual ave fénix para cambiar las tornas y conseguir una victoria más que le permite igualar el record que estableció el mítico Pedro Ferrándiz en el equipo blanco en 1960. Un registro de otra época, de otro baloncesto muy diferente. Este Real Madrid sigue ganando en cualquier circunstancia. Ya sabíamos que sabía vencer con brillantez y arrollando al rival, luchando con el cuchillo entre los dientes en un partido igualado pero también es capaz de superar una diferencia abultada en contra ante un rival poderoso como este Valencia Basket para alcanzar un triunfo más. Su competitividad no tiene límites. Un espíritu inquebrantable repleto de recursos y ansia de triunfo. Un equipo cuyo techo aún no se conoce.

Obradoiro 79 – Unicaja 61

Obradoiro no pudo empezar mejor el encuentro, llevado en volandas por su gran tirador, Corbacho. El inicio del alero del equipo gallego fue apoteósico, con 3 triples consecutivos que encendían el Fontes do Sar. La baja de Caner-Medley fue un lastre muy pesado en el juego interior malagueño, superado por la dupla formada por Mario Delas y Muscala (17 puntos, 6 rebotes) que aumentó el daño que les inflingía Corbacho a los visitantes (30-16, min 14). Le costó espabilar a los de Joan Plaza, hasta que Ryan Toolson (17 puntos) comenzó a calentar su muñeca. Se le unió Carlos Suárez que con sus triples logró minimizar los daños con un parcial de 5-13 y logró que Unicaja llegara al descanso con mejores sensaciones pero no logró revertir la situación. Obradoiro volvió a salir más entonado en la reanudación y dominando de nuevo la zona. Plaza quiso arreglarlo con una zona 2-3, la típica defensa en la que refugiarse para cubrir mejor el poste bajo y los pivots rivales no te hagan un roto, pero Corbacho (21 puntos con 6/9 en t3, 4 rebotes, 27 de valoración) volvió a aparecer para destrozar la defensa propuesta por Unicaja. Pese a que Carlos Suárez (19 puntos, 3 rebotes, 2 robos, 24 de valoración) trató de solucionar lo inevitable con sus triples se encontró demasiado solo para frenar el arreón de un Obradoiro lanzado al frenesí de Corbacho (63-45, min 29). Unicaja, que ya acusaba el tremendo desgaste sufrido ante el Montepaschi Siena para clasificarse in extremis al Top 16, acabó hundido y arrollado por un Obradoiro que se cobraba una víctima ilustre más en su fortín del Fontes do Sar para alejarse de la zona de descenso.

Fuente: basketexpress.net

CB Canarias 84 – Valladolid 68

Como de costumbre el Valladolid ya se veía a remolque desde el primer momento tras encajar un 14-4 de inicio. Saúl Blanco (23 puntos, 3 rebotes, 3 robos, 31 de valoración, MVP de la jornada) le hizo un destrozo considerable a los de Ricard Casas con doce puntos anotados en el primer cuarto aunque los visitantes consiguieron espabilar cargando bien el rebote ofensivo y con los puntos de Jason Rowe (20 puntos, 2 robos, 18 de valoración) que le permitieron aguantar hasta mediado el segundo cuarto. En ese momento volvieron a aparecer los problemas que tiene siempre el equipo pucelano para organizar un balance defensivo en condiciones. Le pillaron más veces de la cuenta al contraataque y como remate Richiotti (19 puntos con 4/5 en t3) hácía mucho daño desde el perímetro. Tras el descanso el CB Canarias se dedicó a meter balones dentro a Sekulic (15 puntos, 9 rebotes, 23 de valoración) y el pivot montenegrino no encontró oposición posible que pudiera frenarle en el limitado juego interior visitante. Luke Sikma (13 puntos, 8 rebotes, 21 de valoración) también puso de su parte para hurgar en la herida en la zona visitante. Como de costumbre el Valladolid se fue desangrando poco a poco víctima de su mediocridad. Entre Saúl Blanco y Richotti acabaron ventilando por velocidad a un Valladolid que sigue hundiéndose sin remisión. CB Canarias se asienta en la zona de playoffs y puede volver a soñar con jugar su primera Copa del Rey.

Fuente: encestando.es

Manresa 84 – UCAM Murcia 74

Manresa dominó sin problemas durante todo el primer cuarto gracias a la labor de Monroe en la zona. Una vez más el pivot americano fue el referente anotador del equipo manresano que poco a poco iba abriendo brecha en el marcador hasta llevar la diferencia a los 10 puntos ya en el segundo cuarto. Pese a que UCAM Murcia respondió como siempre, buscando el tiro exterior y con buen porcentaje, dos triples de Salva Arco en el último minuto devolvían una diferente interesante para los locales (48-38, min 20). Sin embargo su inicio de segunda parte fue espantoso. Se bloqueó en ataque y el UCAM Murcia volvió a darle jarabe de triple para enjugar la diferencia. El ritmo frenético que volvió a imponer Rodrigo San Miguel (9 puntos, 5 rebotes, 5 asistencias, 22 de valoración), un viejo conocido en Manresa, para lanzar los contraataques dieron la vuelta al partido tras un parcial de 2-15 (52-53, min 24). A los locales les volvió a tocar picar piedra porque los de Óscar Quintana no se iban a quitar del medio. Monroe (22 puntos, 6 rebotes, 24 de valoración) volvía a mantener las opciones del Manresa, al que le costaba mucho anotar, para contrarrestar las penetraciones de Jordi Grimau (13 puntos, 3 rebotes, 3 asistencias, 16 de valoración) y el poderío de Tillie al atacar el aro local. Sin embargo Eriksson logró evitar un final de infarto con su acierto en el último cuarto que propició un 9-0 que resultaría definitivo (79-71, min 37). Monroe se encargaría de cerrar los últimos cabos sueltos para que el Manresa recuperara la senda de la victoria de la que tanto se ha alejado últimamente.

Fuente: encestando.es

Fuenlabrada 73 – Barça 77

El partido comenzó cruzado tras unos problemas con el marcador que retrasaron el comienzo durante unos minutos. Solucionado el imprevisto el Fuenlabrada salió fuerte en defensa pero sólo desconcertó al Barça durante unos pocos minutos. Los de Xavi Pascual le dieron la vuelta al 4-0 de inicio con un parcial de 5-14 que le permitió mandar ya desde mediado el segundo cuarto. El ataque local no estuvo brillante en toda la primera parte pero iba claramente a menos. Tres pérdidas consecutivas de los locales al inicio del segundo cuarto propiciaron un nuevo parcial de 0-10 que le permitió a los azulgranas marcharse en el marcador (15-26, min 12). No estaba cómodo a la hora de lanzar, todo lo contrario que Pullen, que disputaba unos buenos minutos en este periodo. Los hombres altos del Barça hacían valer su teórica superioridad sobre los pivots de Fuenlabrada y por ese camino parecía que la victoria no tendría mucha complicación. Sólo Panko (25 puntos, 5 rebotes, 21 de valoración) era capaz de anotar en Fuenlabrada para seguir vivos al descanso aunque el encuentro se pudo decidir tras la reanudación en un gran arranque del Barça que no erró un solo lanzamiento en los cuatro primeros minutos del tercer cuarto aprovechando la débil defensa de Fuenlabrada dentro de la zona (38-51, min 24). Panko y Paunic, únicos jugadores capaces de anotar en el bando local, lograron acortar las diferencias cuando se terminó la racha de acierto culé y el encuentro entró en una sucesión de errores propia de aquella sección del programa Zona ACB llamado A tontas y a locas pero la reacción quedó frenada de nuevo por Pullen (24 puntos, 3 robos, 25 de valoración) que se erigió en el referente anotador del Barça en su mejor partido como jugador azulgrana. Parecía que el parcial de 0-9 iba a resultar ya definitivo (49-64, min 32) pero nuevamente apareció la inconsistencia habitual del Barça esta temporada. Panko y Paunic (18 puntos, 3 asistencias, 18 de valoración) siguieron aportando y apareció Feldeine, desaparecido hasta entonces. El Barça se bloqueó y recibió un 12-0 de parcial en apenas 3 minutos que devolvía la emoción al encuentro cuando nadie lo esperaba. Entre Pullen y Nachbar lograron sacar al equipo azulgrana del bloqueo pero el Fuenlabrada ya tuvo opciones prácticamente hasta el final. Sólo sus errores en los últimos lanzamientos evitaron que el Barça se complicara aún más un partido que tuvo controlado durante muchos minutos y que pudo escapársele tontamente.

Fuente: elcomentamierda.blogspot.com

Bilbao Basket 96 – Baskonia 92 (tras prórroga)

El derbi vasco por excelencia comenzó con alternativas en el marcador hasta que el Bilbao Basket puso la directa tras un 11-2 de parcial que le daba la primera ventaja más o menos sólida del encuento (17-11, min 7). Ambos equipos tenían problemas para cerrar el rebote así que las capturas ofensivas le dieron buenos réditos a los dos para que la diferencia se mantuviera. Poco a poco los locales fueron cerrando mejor su rebote defensivo sin que perdiera eficacia a la hora de cargar el ofensivo. Comenzó a hacer mucho daño en la zona, en especial un Germán Gabriel (20 puntos, 9 rebotes, 3 asistencias, 26 de valoración) que hacía valer su brega de siempre para poner contra las cuerdas a los de Scariolo (38-25, min 17). El Baskonia respondió desde el perímetro pero sólo le sirvió para intercambiar canastas con Los hombres de negro aunque lograron salvar los muebles al descanso con los contraataques de San Emeterio (16 puntos) y los puntos en la zona de un Lamont Hamilton (16 puntos, 7 rebotes) muy pitado por Miribilla, su antigua cancha. La segunda parte comenzó muy intensa atrás, con mucho contacto en defensa. La anotación iba bajando progresivamente y esa dureza permitía al Baskonia hacer la goma para acercarse y después alejarse de nuevo cuando Hervelle (12 puntos, 12 rebotes, 22 de valoración) comenzó a hacer estragos en el rebote ofensivo. Además los de Scariolo desaprovechaban demasiados tiros libres cuando se le presentaba la oportunidad de recortar diferencias. Pero en el último cuarto los hombres de Scariolo consiguieron ver aro con mucha más facilidad y volvieron a igualar las tornas. Liderados por los triples de Nocioni (18 puntos, 7 rebotes, 17 de valoración), como siempre el líder espiritual de este Baskonia, y la locura de Heurtel (13 puntos, 6 rebotes, 5 asistencias, 18 de valoración) consiguieron ponerse por delante y llevar el partido a un final de infarto pero a punto estuvieron de tirarlo todo a la basura en el último minuto. Dos tiros libres convertidos por Raúl López (17 puntos, 5 rebotes, 16 de valoración), una pérdida de Hogde y un tapón ilegal de Hamilton a Mumbrú pusieron el 80-77 a apenas 11 segundos del final. Para no pillarse los dedos los locales cometieron falta sobre Hanga a 7 segundos del final. El húngaro anotó el primero y tiró a fallar el segundo. Cogió su propio rebote y asistió a Hamilton para que empatara bajo el aro a menos de 3 segundos del final. La penetración suicida de Raúl López no cambió las cosas y el partido se fue a la prórroga. Un tiempo extra donde el gran protagonista fue el letón Bertans (23 puntos, 7 faltas recibidas, 22 de valoración) que con 10 puntos en este periodo consiguió que los locales llevaran la voz cantante aunque tampoco logró que se despegaran. A medio minuto el marcador era 92-90 y el Baskonia tenía posesión para empatar o ponerse por delante. Heurtel eligió esa última opción, jugándose un triple a 11 segundos del final. El lanzamiento lo escupió el aro y el Bilbao Basket acabó sentenciando con los tiros libres anotados por Hervelle y Raúl López. Cuarto triunfo consecutivo para el Bilbao Basket que supera su nefasto inicio de temporada y se engancha a la zona de playoffs que lleva a la Copa del Rey. Lo he bautizado bien desde que dije que tenía muy mala pinta. El Baskonia suma otra derrota y sigue fuera de los ocho mejores. Los de Scariolo empiezan a complicarse la existencia.

Fuente: planetadeporte.es

Gran Canaria 89 – Joventut 82 (tras prórroga)

El equipo local comenzó mandando desde el primer instante. La diferencia nunca llegó a alcanzar una diferencia muy holgada aunque un par de triples de Gran Canaria lograron estirarla (20-12, min 8). La Penya siempre logró estar aferrada al encuentro, incluso cuando Eulis Báez (16 puntos, 5 rebotes, 4 asistencias, 22 de valoración) mostró una faceta de tirador exterior fiable poco frecuente en el dominicano para colocar el choque al borde de la ruptura (27-16, min 13). El tiro exterior, las acciones brillantes de Guillem Vives y un quinteto más batallador e intenso en defensa le permitieron llegar al descanso a los verdinegros a muy corta distancia de Gran Canaria. La segunda parte tuvo el mismo tono que la primera. Gran Canaria seguía llevando el mando del partido y tratando de estirar la diferencia. Los puntos de Hansbrough (20 puntos, 3 rebotes, 5 robos, 22 de valoración), también muy activo en defensa, y los triples de Nacho Martín dejaban de nuevo el partido a punto de caramelo para los locales pero volvieron a perdonar la vida al Joventut acumulando demasiadas pérdidas de balón al final del tercer cuarto, cuando el partido entró en una fase de descontrol que le vino muy bien a su rival. Salva Maldonado, homenajeado por su antiguo club en los prolegómenos del partido, volvió a sacar un quinteto más aguerrido, con Kirksay, Llovet y Miralles en pista, y la Penya igualó de nuevo las tornas. Este Joventut tiene un gen competitivo que no le he visto otras temporadas y que le permite manejarse incluso en partidos a cara de perro con rivales como Gran Canaria que siempre proponen duelos en los que hay que llevar el cuchillo entre los dientes. El final igualado ya era inevitable y a él llegó por delante el Joventut tras una canasta de Guillem Vives que ponía el 70-72. Los locales erraban un tiro libre en la siguiente jugada y todo se ponía a favor de los verdinegros. Kirksay tuvo medio partido en sus manos desde la línea de tiros libres pero también desperdició el segundo y concedió la última posesión a Gran Canaria. Como ante el Cai, Oliver decidió tomar la responsabilidad de jugársela. Su bandeja no tuvo suerte, no entró, pero ahí no había acabado todo. Por detrás llegaba como un trailer Brad Newley para palmear con un espectacular mate que forzaba la prórroga. Fue una puñalada mortal para el Joventut, incapaz de recuperarse de tan magnífica acción. Newley (17 puntos, 4 rebotes, 18 de valoración) continuó de dulce para rematar un encuentro que ya habían puesto en franquía entre Hansbrough y Báez. Nueva victoria in extremis de los de Pedro Martínez que le sigue manteniendo en los puestos altos de la clasificación.

Fuente: deportes.blobic.com

Valencia Basket 75 – Real Madrid 82

La puesta en escena no pudo ser mejor para el equipo entrenado por Perasovic. La intensidad y la motivación les sobraba y les impulsó para bien. En apenas un minuto ya mandaba 8-0 en el marcador. El encuentro se jugaba a la manera que pretendían los locales, con una intensidad defensiva admirable que no impedía que atacara con velocidad sin perder la cabeza. El acierto exterior del Valencia Basket y su dominio del rebote ponía al Real Madrid en una situación que no conocía hasta ahora esta temporada, la de verse dominado completamente por su rival (21-8, min 8). Laso quiso cambiar el negro panorama dando entrada a Sergio Rodríguez para resolver los enormes problemas ofensivos del equipo blanco. Parecía que el Real Madrid estaba más lúcido tras un par de asistencias del catálogo personal del Chacho pero fue un espejismo. El Valencia Basket seguía mucho más intenso y metido en el partido en el segundo cuarto. Lafayette y Pau Ribas destrozaban sin contemplaciones la defensa madridista con sus penetraciones. Nunca llegó a cerrarlas bien el Madrid. El Real Madrid seguía enredado en el espectacular despliegue defensivo del equipo taronja y que le estaba sacando poco a poco del partido. Sólo Carroll (17 puntos, 3 rebotes, 17 de valoración) conseguía anotar con cierta facilidad tras salir de nuevo con la misión de cumplir como microondas pero no era suficiente. Tampoco las zonas 3-2 y 1-3-1 presionante que colocó Laso alternativamente para frenar el tiro exterior valenciano sirvieron de algo. En un principio redujeron las diferencias pero Perasovic pidió tiempo muerto al ver el cambio defensivo y supo encontrar alternativas para atacarlas en las penetraciones de Lafayette. La dura defensa le permitía al Valencia Basket atacar con velocidad, sin que el Madrid pudiera armarse atrás. Era una lección de intensidad y buen baloncesto que desquiciaba a los madridistas (45-30, min 18). Estaban fuera del partido, su final de primera parte fue un descontrol como nunca se había visto en el equipo de Laso esta campaña. Mirotic era la mejor muestra, precipitado y frustrado por el marcaje de Doellman. La tremenda ovación al descanso de una Fonteta entregada a su equipo era más que merecida. Todo hacía indicar que el Real Madrid iba a morder el polvo y de forma contundente ante la diferencia de intensidad entre ambos. El Valencia Basket presentaba su candidatura a todo.

Fuente: periodistadigital.com

Pero cuando se da por muerto a este Real Madrid es cuando aparece con aparece con más fuerza. Su reacción tras volver de vestuarios fue fulminante. Era ya el equipo arrollador y temible de siempre. La entrada de Draper volvió a servir como activador de la defensa. Un par de triples metían a los blancos en la pomada. Al Valencia Basket comenzaron a temblarle las piernas, maniatado por la defensa blanca y con problemas atrás al entrar pronto en bonus. Rudy (18 puntos, 5 asistencias, 26 de valoración) y Mirotic (16 puntos, 7 rebotes) comenzaban a hacer un destrozo importante. El inicio de 2-13 metía a los madridistas de nuevo en la pomada. Apenas habían necesitado cinco minutos para que el rival sintiera su aliento en el cogote. Así las gasta este Real Madrid. El Valencia Basket resistió con los triples increíbles de Lafayette (17 puntos) que se marcó el mejor partido de la temporada. Encontró vida en ellos y en un mal final defensivo del equipo blanco que permitió a Dubljevic anotar con facilidad bajo el aro y demasiado solo. Volvían a respirar los de Perasovic (63-55, min 30), habían superado un mal momento. Pero el Madrid no les iba a dar tregua. Carroll volvió a aparecer al inicio del último cuarto para que su equipo comenzara con un 0-7 que igualaba de nuevo el partido. Valencia Basket volvió a meterse demasiado pronto en bonus y los triples ya no entraban como antes. Iban hacia abajo mientras los madridistas ya habían cogido la directa. Les costó ponerse por delante pero un triple de Llull culminaba un parcial de 2-12 que le daba la primera ventaja del encuentro a los de Laso. Lishchuk mantenía la igualdad con una infabilidad en los tiros libres poco habitual en el pivot ucraniano pero sólo fue pan para hoy y hambre para mañana. La zona que colocó Perasovic la acababan rompiendo la clase de Llull, Carroll o Mirotic (73-79, min 38). Al Valencia Basket se le había terminado la gasolina. Aunque el Real Madrid desperdició más tiros libres de la cuenta y a Sergio Rodríguez se le iba la olla en ocasiones los ataques nefastos de los locales les fueron sepultando poco a poco. Doellman, que aunque parece que no está siempre aparece, esta vez no lo hizo. Mirotic le acabó superando de medio a medio a la hora de la verdad. El encuentro terminó de mala manera. Rudy y Sato, que se las tuvieron tiesas todo el partido, acabaron ajustando cuentas con una patadita por detrás del mallorquín respondida por otra del alero centroafricano cuando Rudy protestaba a los árbitros. La tensión acumulada terminó saltando por los aires aunque los árbitros no quisieron sancionar nada. El Real Madrid volvía a salir victorioso para igualar el mítico record de victorias de Pedro Ferrándiz. En Badalona puede pasar a la historia pero de momento salió indemne de su partido más comprometido de la temporada, ante un Valencia Basket que puede pensar en cosas grandes.

Fuente: teinteresa.es

Otros resultados

Estudiantes 54 – Cajasol 61

Cai Zaragoza 67 – Gipuzkoa Basket 92.

Tras su victoria en la Fonteta el Real Madrid (11-0) sigue invicto y aún más líder. Saca ya dos victorias de ventaja al Valencia Basket (9-2) que ve como se le acercan tanto el Barça y Gran Canaria, con 8-3. Cierra el corte para la Copa el Joventut (5-6) , igualado con otros 4 equipos. Otros cuatro están a sólo una victoria. Se van a repartir tortas por un puesto en Málaga. Cada vez las hay menos en la zona de descenso. Estudiantes (2-9) y Valladolid (1-10) están cada vez más hundidos.

Resultados y clasificación

Leave a Reply

Be the First to Comment!

Notify of

wpDiscuz