PLAYOFFS NBA. SEMIFINALES DE CONFERENCIA (i)

Mar Gasol - Serge Ibaka - Playoff NBA 2013

CONFERENCIA ESTE

El primer partido de semifinales de conferencia en Nueva York era un acontecimiento, trece años habían pasado desde la última vez. Los locales salieron a comerse el aro en cada jugada, con Felton especialmente acertado, aunque delante estuviese Hibbert. Al otro lado de la cancha los Pacers abusaban de altura, ya fuese con Hibbert, con West o con Paul George ante la defensa de Prigioni. Así el partido se mantenía igualado hasta que un parcial de nueve a cero en los dos últimos minutos de cuarto permitió coger una distancia de cinco puntos a los Knicks. En el segundo cuarto el acierto exterior de los Pacers crecía permitiendo que igualarán el partido. Con el paso de los minutos el rebote empezaba a dar segundas oportunidades a Indiana y los Knicks se veían más obligados a acertar de fuera. Sin embargo el estirón de final de cuarto vino provocado porque Carmelo, viendo a George en su marcaje, se olvidó de doblar el balón comiéndose dos posesiones que fueron bien aprovechadas por los visitantes para tomar seis puntos de ventaja al descanso. Tras la charla de Woodson el primer balón en el poste bajo que recibió Carmelo lo mechanical bull for sale dobló. Lo perdió y con ello la concentración, propiciando con sus tiros forzados que la diferencia se fuese a las dos cifras. Justo cuando el equipo estaba rebajando la diferencia llegó el mazazo de la cuarta falta personal de Anthony quedando ocho minutos de cuarto. Las decisiones quedaron en manos de un desacertado JR Smith empeñado en chocar contra los gigantes visitantes. Mientras los Pacers seguían percutiendo dentro y sacando rendimiento. A estos factores se sumó un Augustine especialmente inspirado desde el banquillo que dejaba a los Knicks ante el reto de superar dieciséis puntos desventaja. La presencia de Anthony era inexcusable para la remontada de modo que Woodson le puso en cancha. Estaba mucho más centrado pero cometió la torpeza de apartar a su defensor en una bandeja dejando camino libre a Hansbrough y West para atacarle. Nueva York combinaba ataques trabajados con la obsesión de penetrar al choque contra los pivots de Indiana, de modo que la diferencia lo mismo era de siete puntos que volvía a las dos cifras a falta de cinco minutos. El acierto en los tiros de Anthony y JR Smith consiguió poner a seis puntos el objetivo pero fallaron la posesión definitiva quedando treinta segundos. Uno a cero para los visitantes.

Invitado inesperado: DJ Augustine (Pacers)

video

El segundo partido se inició como le gusta a Woodson; buena defensa de ayudas dentro y buena distribución de balón en ataque dando buenos bloqueos a Anthony para que tirase en libertad. La diferencia se movía entre los cuatro y seis puntos para los Knicks. Faltando dos minutos las pérdidas de balón visitantes llevaron la diferencia a los nueve puntos que señalaba el marcador cuando los jugadores se sentaron al final de cuarto. La dinámica no cambiaba en el segundo cuarto, los ataques de Indiana agotaban las posesiones y la diferencia se ponía en once puntos a falta de nueve minutos. Los Pacers se acercaron tras un tiempo muerto pero pronto volvieron a perder balones. Nueva York respiraba tranquilamente cerca del final de cuarto. entonces forzaron un par de situaciones y los de Vogel aprovecharon para irse al descanso con cinco puntos por recuperar. En el tercer cuarto el tráfico se hizo más pesado en las zonas e Indiana se ponían por delante quedando cuatro minutos. Un minuto más tarde Vogel pone a Pendergraph por Hibbert y los Knicks ven el cielo abierto para atacar el aro. Un minuto más tarde Pendergraph estaba sentado y Nueva York con tres puntos de ventaja. La defensa se reactivó y los locales se iban a descansar con seis puntos a su favor. Los Pacers precipitaban los tiros mientras Prigioni convertía cinco puntos que llevaban la ventaja local a once puntos quedando diez minutos. Otros cinco puntos de Carmelo se juntaron con tiros forzados de Indiana llevaba la ventaja a dieciséis puntos. Quedaban ocho minutos y el partido se rompía definitivamente por la imposibilidad visitante de liberarse de su defensor. Eliminatoria empatada para disfrutar en Indiana.

Invitado inesperado: Kenyon Martin, Pablo Prigioni (Knicks)

video

Los primeros minutos en Miami demostraron que Noah tenía razón: “Va a ser una guerra”. Los dos contra uno mandaban al base rival a medio campo mientras bajo los aros se daba cariño al que pasase por allí, aunque fuese un compañero. Los Bulls comenzaba cargando el juego dentro, ya fuese con jugadas individuales hacia el aro o con combinaciones entre pivots. Al otro lado los Heat hacían tiros precipitados dadas las dificultades para circular el balón. Con seis minutos jugados los visitantes alcanzaban los seis de ventaja. Con el descanso a sus pivots el ataque se resintió, sin embargo el auténtico problema era defensivo. Las ayudas llegaban tarde y, como Spoelstra había dado orden de encontrar la superioridad física de la estrellas, el partido se apretaba. La respuesta de Chicago fue dejar a los tiradores libres y estos no acertaban. Cole dejaba a Miami a seis puntos tras el primer cuarto. En el segundo cuarto la defensa de ayudas de los suplentes visitantes se ajustó y el dos contra uno al base seguía siendo superado por Chicago con el apoyo del pivot en la cabeza de la zona. Spoelstra dio orden de presionar en toda la cancha y el imberbe Teague se comió un para de posesiones. Ocho a cero de parcial y Thibodeau paró el partido. Pese a la salida de los titulares los visitantes seguían perdiendo balones muy bien aprovechados por los Heat que tomaban cinco puntos de ventaja con Lebron y Miller haciendo casi todo. Los Bulls eran incapaces de encontrar la superioridad de Noah frente a Lebron y el equipo lo pagaba. Al descanso los de Illinois conseguían llegar con el partido empatado gracias al rebote ofensivo. El inicio de la segunda parte los locales tomaron la iniciativa con buen movimiento de balón y aprovechando que el partido subió de ritmo. La intensidad subía y los errores se acumulaban en ambos equipos. El rédito, sin embargo, lo obtenían los locales con un botín de cuatro puntos a su disposición para el último cuarto. Allí apareció la estrella que había descansado hasta ese momento. Lebron se puso al mando de las operaciones de ataque insistiendo en irse al choque contra los grandes. Mientras Chicago recurría a la constante actividad de Butler para dar soluciones a un ataque atascado. Los Heat se presentaban a mitad de cuarto con siete puntos de ventaja. En los siguientes tres minutos hubo posesiones agotadas , tiros exteriores jumpers for sale fallados y la evidencia de que Lebron a veces necesita descansar. Enfrente los Bulls movían el balón con criterio y los tiros entraban para ponerse por delante. Entonces Robinson cortó una contra clara de mate de Lebron con falta y se vieron los nervios de Lebron al quitárselo de encima. Quedando dos minutos la igualdad se rompió, Robinson explotó con dos canastas ante la incapacidad de Allen para frenarle y Lebron no encontraba solución al verse obligado a atacar el aro con su mano izquierda. Invitado inesperado: Taj Gibson, Marco Belinelli (Bulls).

video

El segundo partido comenzó con intensidad y juego duro sabiendo que media eliminatoria podía estar en juego. Lebron se implicaba más en ambos lados de la cancha. En Chicago la defensa permitía más puntos en la zona pero la circulación de balón en ataque era muy buena. Con Lebron entonado era normal que los Heat se fuesen al final de cuarto con cinco puntos de ventaja. En el segundo cuarto el partido amenazaba romperse a favor de los locales con mucha intensidad y algún juego sucio que los Bulls no tenían problemas en responder. Lo malo era que los visitantes se iban yendo del partido con cada protesta y en algunos ataques ya no pisaban la zona. Miami llegaba a los diez puntos de ventaja con siete minutos por jugar antes del descanso. Chicago parecía recomponerse y se ponía a cinco puntos quedando cuatro minutos. La cosa cambió otra vez en medio minuto. Lebron se activaba y los Bulls veían como la diferencia pasaba a once puntos quedando dos minutos. Thibodeau trataba de sacar a los suyos del pozo pero Norris Cole con dos triples en el último minuto los volvía a mandar al fondo. Catorce puntos difíciles de levantar para la segunda parte. El tercer cuarto demostró que los doce minutos finales sobraban; los Bulls seguían sin pisar la zona y se empezaba a notar cierta falta de energía. En el lado contrario habían recargado y los de Spoelstra se distanciaban por veintinueve puntos a final de cuarto. El espectáculo en el último cuarto lo dieron los árbitros dando un recital que puede haberse cargado la eliminatoria. La superioridad de Miami no merecía esto. Uno a uno de vuelta a Chicago.

Invitado inesperado: Norris Cole (Heat)

video

CONFERENCIA OESTE

Dos minutos tardaron los Grizzlies en encontrar a Randolph y tomar las primeras ventaja en Oklahoma. Un parcial de salida de siete a cero que obligó a Brooks a parar el partido. La defensa subió líneas, la circulación se volvía complicada y Randolph ya no recibía cerca del aro. Tras cinco minutos Durant hacía la primera canasta local para desatascar un ataque algo precipitado. Con las defensas imponiendo su ley se llegó al final del primer cuarto con victoria visitante por dos puntos. El segundo cuarto comenzaba con el descanso de Durant y los Thunder se quedaban en manos del acierto de Kevin Martin. Las dificultades para mover el balón de Memphis hacían que no se aprovechasen totalmente los altibajos de los locales en la anotación. Con la vuelta de los titulares Oklahoma encontró nuevas formas de anotación. Reggie Jackson estaba más agresivo hacia el aro y había numerosos cortes a la espalda de los defensores del equipo de Tennessee. mientras Memphis sufría y encontraba la solución con tiros a seis metros de Marc Gasol. Al descanso los locales llevaban una ventaja de un punto. En el tercer cuarto los exteriores visitantes eran conscientes de que el equipo necesitaba de su anotación y pusieron cinco puntos por delante a Memphis. El tiempo muerto no alivió a los locales donde Durant comenzaba a precipitarse. Visto el acierto exterior los visitantes se olvidaron un poco de meter balones dentro y Oklahoma se acercó. Por suerte para ellos un triple sobre la bocina de Pondexter ponía a los Grizzlies nueve puntos arriba camino del último periodo. En el último cuarto llegaron los mejores minutos por ambas partes y el acierto exterior de Oklahoma les permitió ponerse a dos puntos a falta de cuatro minutos ante la incapacidad de los pivots visitantes para recibir cerca del aro. Durant cargó entonces con el equipo mientras Memphis recuperaba el juego de sus interiores. A falta de un minuto los visitantes tenían tres puntos de ventaja y posesión. Prince falló un gancho y Conley perdió un balón; Durant no falló ninguno de los dos tiros de los que dispuso. Los Thunder dominaban por un punto. Con once segundos por jugar los visitantes tenían posesión para adelantarse, perdieron el balón en un mal pase. A falta de tres segundos Jackson parecía cerrar el partido pero él mismo lo abrió con una falta sobre el triple desesperado de Pondexter. Este falló los tiros libres y el uno a cero para los Thunder se completó.

Invitado inesperado: Derek Fisher (Thunder)

video

Para el segundo partido ambos equipos se concienciaron en hacer lo que sabían. Memphis jugaba insistentemente con sus interiores o iba hacia el aro, los Thunder se ponían en mano de Jackson y Durant para crearse buenos tiros. Todo se mantenía igualado hasta que faltando cuatro minutos los locales se pusieron a perder balones facilitando las contras de los Grizzlies. La diferencia visitante se fue a seis puntos y se quedaba en dos puntos al final del cuarto por un triple de Durant. La subida defensiva del segundo cuarto llevó a los equipos a atarse a las estrellas en cancha; Kevin Martin en los locales y Randolph en los visitantes. La salida de Durant provocó el maremoto Fisher, el agua entraba por todos lados. Ocho puntos seguidos que ponían cuatro puntos delante a Oklahoma con medio cuarto por jugar. Hollins ordenó meter el balón a tres metros del aro y el ataque se aliviaba pero el acierto local en los tiros abiertos evitaba la remontada. Faltando dos minutos surgió un problema inesperado. Memphis cogió cinco rebotes seguidos bajo el aro contrario, los Thunder precipitaron su ataque y Pondexter completó cinco puntos consecutivos. Los visitantes estaban tres puntos por delante al descanso. Cuando el sudor ya se había secado volvió la batalla bajo las mismas constantes. Bueno, hubo una diferencia porque un par de balones perdidos permitió a los de Brooks ponerse por delante. La igualdad era máxima y Oklahoma veía con preocupación como sus pivots se cargaban de faltas. Sin embargo, con cinco puntos de ventaja a mayor gloria de Durant, no parecía tan grave tener su juego interior limitado con doce minutos por delante. Dos minutos de fallos de Martin y pérdidas de balón mostró la gravedad a Brooks, Durant saltaba a cancha. El problema era que sólo Durant metía en los locales. Pese a ello los Thunder seguían llevando la iniciativa quedando tres minutos. Cinco puntos consecutivos de Conley ponían en cuatro puntos de ventaja a los Grizzlies con un minuto por jugar. Triples que no entraron y pérdidas de balón dejaron a los Thunder tocados. Uno a uno camino de Memphis.

Invitado inesperado: Mike Conley (Grizzlies)

video

Los primeros minutos en San Antonio calmaron el ambiente. La defensa de Thompson a Parker frenaba las penetraciones, Duncan no hacía daño dentro con Ezeli enfrente y los tiros exteriores no entraban. Sin embargo los Warriors no parecían tener problemas para anotar en la zona. Tras seis minutos los visitantes cobraban una ventaja de seis puntos. La salida de los suplentes cambió los emparejamientos, Ginobili era un problema y Duncan estaba más cómodo con Bogut. Como Matt Bonner y Gary Neal aprovechaban los balones doblados la diferencia se redujo a tres puntos tras los doce minutos de apertura. El segundo cuarto mantenía las mismas constantes de modo que la diferencia se ampliaba a cuatro puntos al descanso. En los dos primeros minutos de tercer cuarto la intensidad defensiva tejana subía una marcha. El problema fue que no duró mucho. La sensación era que en cualquier momento los visitantes se iban pero los locales lo evitaban con tiro exterior. Cuando empezaron a fallar la diferencia empezó a crecer. El despertar del pequeño diablillo aceleró el proceso. Era Eastwood en un spaghetti western, él contra todos. Y no fallaba los tiros. Doce puntos de ventaja aparecían en el marcador al acabar el cuarto pese a unos últimos treinta segundos finales de pesadilla para los visitantes. La dinámica del último cuarto era de fallos por ambas partes pero los Warriors se aproximaban más al aro y anotaban con tiros libres. Dieciséis puntos para defender durante ocho minutos. Como Leonard se quedaba detrás de Curry en los bloqueos y Ginobili no acertaba la diferencia se mantenía quedando cuatro minutos. Para empeorar las cosas Duncan se retiraba a los vestuarios. Los visitantes se relajaron viendo el partido ganado, Parker conseguía llegar al aro y el ataque era más contemporizador. Así la mitad de la ventaja se había perdido en minutos y medio. Jackson puso orden, pero los árbitros callaron en dos jugadas y los tejanos volvieron a creer. A falta de un minuto estaban a tres puntos. Curry se lió en un par de posesiones y un triple de Denny Green ponía el empate. En el primer minuto de la prórroga Golden State cogía inflatable obstacle course cinco puntos de tranquilidad que fue recortado con un buen trabajo defensivo por los Spurs. Al último minuto se llegaba con una canasta de ventaja para los locales gracias a las decisiones individuales de Curry. Jack puso el empate y la última posesión vio como Ginobili fallaba a media distancia. El segundo tiempo extra vino marcado por el cansancio, pérdidas de balón y fallos se sucedían. Los aciertos visitantes eran respondidos por Tony Parker que permitía entrar a los de Popovich entrar con tres puntos de ventaja en los dos minutos finales. Como los Spurs por fin acertaban los tiros liberados se entró en el minuto final con los visitantes a cinco puntos. Curry entró en la zona dos veces y Bazemore aprovechó una contra para poner a los de Jackson por delante a falta de cuatro segundos. En ese momento Ginobili se redimió de un triple que no venía a cuento lanzado segundos antes, de villano a héroe en cuatro segundos.

Invitado inesperado: Denny Green (Spurs)

video

Para el segundo partido Jackson quitó del quinteto titular a Ezeli para poner al más ofensivo Draymond Green. En el banquillo local Popovich apostaba por abrir el campo con Matt Bonner pero seguía sin permitir que Parker entrase en la zona, el problema del primer partido se repetía y la salida de Ginobili en este caso no mejoraba ese aspecto. Lo que si conseguían los Spurs era que anotar en la zona no fuese sencilla para Golden State. Por ello el acierto de Curry y Thompson se hacía fundamental para el ataque visitante. Los locales privados de las penetraciones de Parker quedaban en mano de Duncan que no podía seguir el ritmo anotador de la pareja exterior rival. tras doce minutos los visitantes contaban con cinco puntos de ventaja. En el segundo cuarto las defensas abrieron las puertas de la zona. La anotación crecía por ambos lados hasta que Parker se lió y Popovich tuvo que parar el partido. Trece puntos de diferencia tenían la culpa. Como Parker la había liado trató de solucionarlo, y durante unos minutos aproximó a San Antonio. Como es normal comenzó a fallar y el acierto en el tiro de Thompson volvió a marcar diferencias pese a que Duncan intentaba responder. Imposible, los Warriors disponían de diecinueve puntos para la segunda parte. En el tercer cuarto los locales continuaron con su plan de cargar el juego sobre Duncan pero el problema estaba en la defensa. Cuando no respondía la pareja exterior aparecía un tercer hombre. Cuando no apareció surgieron los problemas en los visitantes. Los Spurs se ponían a siete puntos pero el último minuto permitió a los de Jackson ampliar la ventaja a once puntos al término del tercer cuarto. En el último cuarto Golden State seguía atascado y Jackson no lo solucionaba con el tiempo muerto. San Antonio se ponía a seis puntos con siete minutos por disputar. La respuesta a la última carga local, capitaneada por un precipitado Ginobili, fue respondida por los secundarios Jack y Green. Otra eliminatoria con empate antes de resentarse en el Oracle Arena.

Invitado inesperado: Jarret Jack, Draymond Green (Warriors)

video

Leave a Reply

1 Comment on "PLAYOFFS NBA. SEMIFINALES DE CONFERENCIA (i)"

Notify of

Guest
nacho78
9 years 6 months ago

Pues las 4 eliminatorias empatadas, no va más. Ya he puesto mis impresiones en directo en la Taberna, así que poco más que añadir. Sólo que me parece estar viendo una guerra entre dos baloncestos, el clásico y el moderno small ball. CHI está apretando mucho el small ball de MIA, IND no digamos el de los Knicks, MEM en contra de OKC y sólo Golden State es una excepción porque sus hombres exteriores son verdaderamente impresionantes. Aunque tanto Bogut como Ezeli, Green y Landry están cubriendo bastante bien la ausencia de David Lee. Los partidos 3 y 4 se… Read more »

wpDiscuz